The Pack, moda editorial

La moda, en su estado más puro, se vuelve editorial gracias a una marca con sello nacional y con un mensaje relevante que permea la realidad del mundo.

Por Loyda Muñoz

Los valores de The Pack, marca mexicana que se dedica al menswear, son claros: una calidad incuestionable de las prendas, comercio justo, materiales sustentables y moda que, además de crear industria, busca tener un impacto positivo en la sociedad. Sin embargo, Patricio Campillo, director creativo de la marca, ha marcado un hito con el primer libro de esta firma y ha añadido un nuevo valor a su lista: crear conciencia sobre lo que sucede en el mundo a través de la ropa y las imágenes.

La inspiración detrás de la colección primavera/verano 2017 fue la influencia de la cultura hip hop en comunidades musulmanas asentadas en ciudades del mundo. Así, el resultado son prendas que capturan la esencia de una religión mi(s)tificada, fusionada con un fenómeno social que nació en las calles del Bronx y que se ha globalizado. Sin embargo, “más allá de una opinión o una posición político-ideológica, es una visión contemplativa que hace referencia al silencio como herramienta de reflexión y prudencia, contraria al ruido informativo causado por nosotros mismos”, se lee en las primeras páginas de este libro.

Bajo esta afirmación, los detalles de la colección simbolizan dicho silencio con detalles mínimos, pero significativos: costuras invisibles, botones ocultos, imanes como broches y un exterior simple basado en líneas básicas. Sin embargo, la verdadera magia está en las imágenes que, para nada son un adorno del impreso, sino que representan aquello que el director creativo quiso plasmar en las prendas.

En formato de lookbook, el libro deja de lado lo establecido —modelos estereotipo, estructuras planeadas y fotos de estudio— y, en su lugar, reúne pequeños ensayos con las imágenes tomadas por Pol Agusti (un fotógrafo catalán que se caracteriza por la peculiaridad de su visión estética) con un par de cámaras Olympus y una agenda poco común: Patricio y Pol recorrieron los sitios con mayor asentamiento de comunidades musulmanas en Nueva York, es decir, Brooklyn, Bronx, Harlem y Queens, con una maleta, en donde estaba empacada la colección PV17 de The Pack.

Antes de posar frente a la lente, nada estuvo ensayado. La dinámica se centraba en capturar a las personas en su cotidianidad, con aquello que los hacía ser ellos mismos y una única variante: la ropa de The Pack. Así, cada imagen es un testimonio gráfico sobre esa juventud, de las “fantasías” creadas por un nicho y un intento por desmitificar las creencias como definición de la existencia de cada individuo.

En este “ensayo visual de la juventud real”, como se define en el libro, el lector se encuentra frente a frente —existe un sólo intermediario: el lente de la cámara— con una realidad distinta, con una juventud politizada, quizás, por un entorno ajeno a ellos, con personas envueltas en la sociedad de la información y un punto geográfico definitorio en cuanto a perspectivas, realidades y hasta discursos. No obstante, The Pack deja este testimonio editorial para cuestionar la homogeneidad, los estereotipos y la inspiración de esta industria desde el mismo sistema de la moda.

 

Comentarios

Tal vez te interesa

Ver más

Prendas de diseño mexicano imprescindibles (y en rebajas)

Time Out México recomienda: Downtown México Rooftop Bar

Time Out México recomienda: Pizzería Grande Sorriso