7 momentos de Kate Moss

Kate Moss es la tesis y la antítesis del modelaje. En su cumpleaños número 43 parece imprescindible comprender por qué es un hito en la moda, por qué es una leyenda.

Por Loyda Muñoz

Descubierta en el aeropuerto JFK a los 14 años, Kate Moss se volvió la tesis y, a la vez, la antítesis de la supermodelo. Su belleza rompía con todos los cánones de belleza (ojos separados, delgadez sin curvas y su actitud era muy distinta a las de Cindy Crowford o Naomi Campbell), ella era una outsider con un coolness sin igual.

Así, en su cumpleaños 43, recordamos los momentos claves en su carrera que la hicieron una leyenda viviente, una modelo inconfundible y una rebelde que comprueba su vitalidad en la industria.

Calvin Klein
1992

Esta campaña impulsó la carrera de Kate Moss y definió la identidad irreverente de Clavin Klein. En 1992 aparecer en un espectacular usando sólo ropa interior era un auténtico acto de rebeldía. Unos años después, la modelo inglesa sería un ícono de la juventud y esta imagen, un hito de los años noventa.


Burberry
1999

Antes de esta campaña, Burberry evocaba la seriedad inglesa. Sin embargo, dio un giro y se volvió una marca que reflejaba el espíritu jovial londinense. Y, Kate Moss, usando un vestido inspirado en el clásico trench coat, hacía un statement: Inglaterra (y ella) es reina de la fiesta.

Breast Cancer Awareness
1996/2016

A causa de que Ralph Lauren perdió a una amiga cercana a causa del cáncer de mama, hizo una campaña que creaba conciencia sobre la enfermedad. Para ello, una joven Kate Moss —acompañada de Naomi Campbell— posaba con una playera blanca estampada con una diana, sin maquillaje y cabello ondulado. La campaña fue emblemática y se recreó en 2016.


Got Milk?
1993

Espalda desnuda, cabello al natural y un bigote de leche era todo lo que necesitaba Moss para exaltar los beneficios de un lácteo. La imagen de la modelo en ese anuncio confirmó lo que ya todos sabían para entonces: Kate Moss no iría a ningún lado.


Versace

2006

Después del escándalo de la modelo inglesa consumiendo sustancias ilegales en una fiesta, Versace sería la primera firma en confiar de nuevo en el poder de su imagen. Así, en 2006 fue el rostro de la marca y confirmó que los escándalos no pueden detenerla, menos si usa un vestido metalizado.

 

Balenciaga
2015

Su estatus de supermodelo no fue pasajero. La campaña de Balenciaga, provocadora e irreverente, ponía a Lara Stone y a Kate Moss como protagonistas de la nueva etapa de la marca y cuestionaba si la edad era un elemento relevante para la industria de la moda. Para ella es sólo un número.

 

Playboy
2014

¿Cómo marcar el inicio de una nueva era? Playboy decidió que convertir a Kate en una de sus conejitas sería un buen comienzo. Para su aniversario de diamante (o sea, el 60º) la modelo posó con el traje clásico de la mansión y dejaría un momento memorable de la cultura contemporánea.

 

Comentarios

Tal vez te interesa

Ver más

Barcelona Bridal Week

Laundroma(t)dness

Secret Garden