CDMX

CDMX >

Eat > Otto Bar

Otto Bar

image

A unos pasos de Mercado Roma hay un portón negro sin nombre, sólo el eco de la música al interior. Al abrirse una puerta misteriosa, quien visita este lugar se adentra al corazón de un enigmático bar: Otto. Un espacio con tenues luces rojas en formas geométricas dan la bienvenida entre sonidos electrónicos, cocteles únicos y un gran ambiente.

A unos pasos de Mercado Roma hay un portón negro sin nombre, sólo el eco de la música al interior. Al abrirse una puerta misteriosa, quien visita este lugar se adentra al corazón de un enigmático bar: Otto. Un espacio con tenues luces rojas en formas geométricas dan la bienvenida entre sonidos electrónicos, cocteles únicos y un gran ambiente.

 

Después del deleite visual que ofrece Otto, las bebidas del lugar son un imperdible. El menú de mixología fue creado por Ramón Tovar —responsable también del de Hotel Casa Awolly—, por lo que los ingredientes con toques mexicanos engalanan la tendencia de mezclas de licores y destilados.

 

 

“Emme la Vi” (un trago con mandarina, licor de chile ancho, un toque de mezcal, limón, mandarina, bitter de apio y escarcha de chiles) es ideal para comenzar la noche gracias a su frescura, “Cananac” (mezcal, tamarindo, jugo de piña y limón) y , “Yattay” (mezcla de gin, té matcha y jugo de limón) son, sin duda, son los favoritos del lugar.

 

En cuanto a la música encontrarás lo mas actual del género electrónico: house, funk y disco con beats relajados con sets de Moose and Bear (Marlee Seidman y Edward Lugo), Kerala Dust, Goldroom, entre otros.

 

 

Otto Bar
Querétaro 211, Roma Norte